Escrito por

Cardo Mariano

 

 

 

 

 

 

 

Cardo Mariano o Silybum marianum gaertn
Beneficiosa para el higado.
Con un nombre que proviene de una leyenda medieval, fué la Virgen María quien queriendo esconder a su hijo Jesús de los soldados de Herodes, lo ocultó bajo las hojas de un cardo, la planta de la cual hablamos. Sin embargo en su precipitada huída, Maria dejó algunas gotas de leche sobre sus hojas lo cual dio lugar al jaspeado que presentan. Se ha demostrado científicamente que esta planta posee un efecto benefico sobre los trastornos hepáticos lo cual se debe a la silimarina que es su activo. Esta actúa directamente sobre las celulas del hígado, de esta forma regenera las mismas y combate las sustancias hepatotóxicas como el alcohol, y otros tóxicos de origen alimentario. Tambien favorece la secreción de la vesícula biliar, y por esto es recomendada en caso de insuficiencia hepática o de cálculos biliares. También posee una acción hemostática que resulta interesante en caso de sangrado frecuente de nariz y de reglas abundantes.

Publicidad

Puede ser indicada en casos de: Trastornos hepáticos, como desentoxicante en caso de hepatitis, ictericia, sirve de Hepatoprotector en caso de cirrosis y alcoholismo. Ademas de su efecto en caso de sangrado de nariz y hemorragias.

Lo más interesante
Publicidad
Top 6
artículos
Síguenos